jueves, mayo 31

Letras agrupadas no significan nada


Las palabras habladas se las lleva el viento y las escritas se van directo a la papelera de reciclaje. Dijimos que siempre íbamos a cuidarnos (¿siempre?). Yo sí cumplí.
Al destino pude ganarle pero a ti no. Entonces ni como hacerlo:
queriéndote, hoy dejo de cuidarte.

No hay comentarios: